SUSCRIBIR NEWSLETTER

Newsletter semanal

* campo obligatorio

Hablando de Albariño.... y de otras Parcela's Única's

 

Recién presentado en sociedad, este blanco del 2012 con raíces ibéricas sorprendió como es costumbre a quienes ansiosos lo esperan año a año. Pero esta no es la única novedad que Bodega Bouza presenta por estos días, también nuevas versiones de su célebre línea Parcela Única llegan al mercado para mostrar lo mejor de algunos terruños uruguayos

 

 

 

 

Desde el 2004, año en que el Bouza Albariño fuera elaborado por primera vez, hasta el pasado 8 de agosto, día que fue presentada su 9ª versión, la cantidad de adeptos que ganó esta etiqueta es destacable, sobre todo si se considera que hasta aquel entonces se trataba de una variedad casi desconocida para el consumidor uruguayo.

 

De una tímida vinificación – en términos de cantidad – que rondó en el medio millar de botellas en ese primer “ensayo”, este año de 2012 la producción trepó a la cantidad de 25.129 botellas, que de todas formas no lograrán satisfacer la demanda existente, pues esta última siempre es mayor a la producción, y aumenta (básicamente en los mercados extranjeros) desmedidamente.

 

Por ello, por la novedad – y porque siempre es bueno hacerlo para promocionar el producto – Bouza invitó a un grupo importante de clientes, amigos, profesionales y prensa del sector, algo que permitió conocer de primera mano las características de este gran vino. Etiqueta que año a año sorprende y que dentro de una variabilidad esperable (dado el diferente comportamiento climático de las vendimias en nuestro país) muestra sus diferencias, pero siempre como un producto bien logrado, elegante, y por demás seductor.

 

 

 

 

Envasado hace no mucho más de dos semanas (el 23 de julio) esta etiqueta vio la luz entre el 14 y 18 de febrero – días en los que fueron cosechadas las uvas que le dan origen – y que luego de una selección manual, maceración prefermentativa durante 5 horas en la prensa (que de acuerdo a lo que nos comentó el Dr. Eduardo Boido “se agrega hielo seco”) el jugo fue desfangado y distribuido en tanques (85%) y en barricas de roble francés de segundo uso (donde antes fermentó el Chardonnay 2011).

 

Ese 15% que fermenta en barrica nos permite lograr un vino con mayor volumen”.... “el removido de las lías durante 3 meses logran ese objetivo” agrega Boido, a quien se lo ve muy contento con el resultado obtenido, luego de que “en enero, que hizo mucho calor, la preocupación fue que las uvas no sobremaduraran al extremo, porque además fue un mes muy seco, sin lluvias”.

 

 

 

Se trata de un vino de color amarillo pajizo con leves reflejos dorados, aromas a pera, durazno, y especias que se complementan con un fondo sutil de miel y minerales. En la boca se presenta con volumen medio, buen ataque y acidez marcada (pero sin excesos). Ideal para consumir durante este 2012 y acompañar su evolución en los próximos dos años. Un vino que acompaña muy bien el típico tapeo español (como el servido la noche de su presentación en la bodega). Ahora, si bien tuviéramos que sugerirlo para un plato específico, sin dudas sería para unos buenos chipirones a la plancha salteados en aceite de oliva y aliñados con sal marina, pimienta recién molida y jugo fresco de limón.

 

 

Como premio: la botella número 1 del Bouza Albariño 2012

 

Dicen que “al que madruga, Dios lo ayuda”, pues debe ser! Tenemos por buena costumbre llegar puntuales a los eventos, salvo claro está, que algún imprevisto pueda atravesarse. Así que a las 18:30 estábamos allí, y al ingresar a la sala de degustación-restaurante de la bodega recibimos para el sorteo el número 1. Dos horas después grande fue nuestra sorpresa cuando en medio del sorteo de la botella número 1 de este Albariño lujosamente bien presentado en un packaging especial, se anunciaba que el ganador era también el poseedor del número 1. Oh sorpresa grata!

 

 

¿Qué hay de nuevo viejo?

 

Viejos son algunos de los viñedos que la bodega posee en Las Violetas, a los que se suman las más recientes plantaciones de Melilla. De ambos terruños surgen vinos que muestran lo mejor que se obtiene cosecha a cosecha.

 

Estos son los casos de tres vinos que por estos días son lanzados al mercado (dos Tannat´s del 2010, y un Merlot de la histórica cosecha 2011). ¿Quiere saber cuáles son? Allá vamos!

 

 

 

 

Parcela Única TANNAT B6 2010

 

Es en Las Violetas (Departamento de Canelones) en donde fueron cultivadas las uvas que dieron origen al lote 0212 que rindió 3744 botellas. En nuestro caso degustamos la número 16, y comprobamos que se trata de un vino de color rojo muy profundo con ribetes violáceos, nariz que recuerda a las fruta roja bien madura pero sin restarle complejidad, ya que especias y tonos frescos de mentol agregan elegancia. En boca se percibe como un vino robusto, de taninos presentes pero bien domados que dejan ver el potencial del Tannat uruguayo. Buen compañero de un bife T-bone a las brasas con torre de vegetales asados. Beber a 17 grados.

 

 

Parcela Única TANNAT A8 2010

 

Esta parcela de Melilla se las trae! Quienes han visitado la bodega seguramente recuerdan aquellas piedras graníticas de tonalidad rosada en el suelo del viñedo. De allí es que se obtienen las uvas que componen este vino. Con color rojo casi negro, aromas que recuerdan los membrillos asados, compota de ciruelas, y especias, se trata de un caldo que en boca manifiesta la tipicidad de un gran Tannat. Con estructura, taninos moderados, y acidez que le otorga frescura y lo predispone para una larga guarda, este es un vino que servido a una temperatura de 16 a 18 grados puede hacer un bello matrimonio con un arrollado de carne relleno de jamón crudo y setas, acompañado de cous cous de pimientos asados.

 

 

Parcela Única MERLOT B9 2011

 

Si tuviéramos que resumir en una sola palabra y con ella catalogar este vino, esa palabra sería EXCEPCIONAL. Por increíble que parezca – si se considera la calidad alcanzada por el Merlot en Uruguay – es poca la gente que consume y conoce las bondades de esta noble vinífera. Y si bien es una uva que año a año “se da muy bien”, las características y condiciones climáticas que acompañaron la vendimia 2011, potenciaron aún más la expresión del Merlot. En particular se trata de un vino obtenido con uvas de un cuadro cultivado en Las Violetas, que rindió tan solo 1982 botellas. Un caldo rojo-violeta muy vivo, con aromas a fruta pasa, mermelada de higos, toque sutil de moka y chocolate. En la boca se presenta con un volumen y carnosidad tal que invade, mostrando a su vez sedocidad y largo final en el paladar. Su 16% de volumen alcohólico obliga a bajar unos grados su temperatura, la que en el entorno de los 15 grados centígrados se percibe óptima. Pruébelo con una lasaña de pollo, quesos, y vegetales con salsa bolognesa, y después nos cuenta.

 

 

 

Mayor información sobre Bodega Bouza en: www.bodegabouza.com

 

 

•Banner•
•Banner•




??Copyrigth 2010 - Todos los Derechos Reservados por Daniel Arraspide - Designed by?? Pandemia Hosting Uruguay.