SUSCRIBIR NEWSLETTER

Newsletter semanal

* campo obligatorio

Qué hay de nuevo, viejo? en Los Cerros de San Juan

 

Una visita a fines de octubre – a la bodega coloniense que en breve cumplirá sus 160 años de existencia – reveló nuevas etiquetas que muestran un cambio positivo en el estilo de los vinos que “Los Cerros” (como suele ser abreviado el nombre de este establecimiento) viene presentando en el mercado por estas fechas

 

 

 

Texto: Somm. D. Arraspide / Fotos: Andrea Fontes

 

 

Que “el vino comienza en el viñedo y termina en la copa” lo hemos escuchado cientos de veces. Que la “historia” y la “tradición” y un montón de adjetivos más – cuando se habla de bodegas añosas – también!

 


Pero, donde queda parado el consumidor moderno con tantas palabras, que muchas veces suenan huecas y sin significado para ellos?

 


Hacía tiempo largo que no nos llamaba la atención escribir sobre los vinos y propuestas de Los Cerros de San Juan. Poco supimos luego de que la empresa fuera vendida (o rematada) y pasara a manos de capitales argentinos.

 

 


 


Pero el patrimonio y el terroir de un lugar no se pueden ignorar. Solo faltaba aprovechar esa tierra, exigir a los frutos que rindieran en buenas botellas. A ello sumarle algo de estrategia, comunicación, una pisca de marketing, y una cara visible (local de ventas) localizado en Montevideo, que sirviera de nexo entre el productor y el consumidor…. y listo!

 


Ese parece ser el camino optado en estos últimos meses por Los Cerros de San Juan, empresa que con un impulso nuevo y joven parecería querer resurgir de las cenizas tal cual Ave Fenix.

 


Fue así (con ánimo de querer ver algo nuevo) que una bella mañana primaveral partimos con dirección oeste. Y con el propósito de conocer un poco más de la nueva “cocina” de Los Cerros, llegamos casi que preguntándonos como hace Bugs Bunny en el cartoon El Conejo de la Suerte: “qué hay de nuevo viejo?”

 


Nuevo plantel de enólogos, nuevas etiquetas, y un nuevo local de ventas (que incluye wine bar) localizado en la rambla al lado del Mercado del Puerto en Montevideo, son tres pilares importantes en la nueva etapa que la tradicional bodega de Colonia luce y forma parte de una estrategia para reposicionar la marca.

 

 


 


La bodega en sí, hablando de la parte edilicia – aún sin cambios aparentes – continúa recibiendo a turistas que con agenda previa (o inclusive sin ella) se acercan hasta el bello territorio de tierras onduladas y cerritos, para conocer un poco más de la historia y los vinos que allí se gestan.

 


Y precisamente ello es lo que hicimos, acercarnos hasta este lugar, en donde otrora inclusive se habló de duendes y de lugares encantados, para ver “lo nuevo” que por allí se envasa (entiéndase textual)

 


En un recorrido dirigido por la enóloga Ana Zapata, nuestro tour finalizó en el viejo almacén de piedra, en donde tres vinos – de estilo totalmente renovado, o nuevos – nos llamaron gratamente la atención….




Lahusen Riesling 2013: Fue elaborado a partir de una parcela seleccionada ubicada sobre faldas pedregosas, con  plantas de 28 años de edad, de baja producción con unos 8000 kgs. de rendimiento por hectárea. Cosechado manualmente en la mañana e inmediatamente vinificado, rindió un vino de coloración amarillo-verdosa con aromas florales, minerales y de cierta salinidad. En boca es pleno, de carácter marcado y con una acidez bien punzante. Una vinificación muy controlada y la aplicación de frío en todo el proceso permitió obtener el máximo potencial aromático proveniente del terroir.


 

 

Cuna de Piedra Chardonnay 2012: En este vino el comienzo de la fermentación se dio en tanques de acero inoxidable, y luego continuó en barricas de roble francés  y americano, para terminar su fermentación durante aproximadamente 10 días. Se realizó batonage continuo durante nueve meses, sin fermentación maloláctica para lograr la máxima expresión fresca y varietal en conjunción con el roble. Una vez envasado permanece en botella al menos 8 meses antes de ser comercializado, obteniendo así un vino de características muy frescas, y complejo a la vez. Con notas de frutas blancas maduras y leves toques a nuez y especias.


 

 

Pentavarietal  MIL BOTELLAS 2011(próximo a salir a la venta al mercado) Vino que está compuesto por 30% de Tannat, 30% de Cabernet Sauvignon , 30% de Merlot, 5% de Tempranillo y 5% de Pinot Noir. Estabilizado durante 22 meses en barricas de roble francés de primer uso antes de ser embotellado. Este blend de mil botellas se logró con la selección de las mejores barricas y porcentajes de cada una de estas 5 variedades, emblemáticas de Los Cerros, sobre una cosecha 2011 excelente, con el aporte de degustación del 100% del grupo técnico de la empresa. Robusto, elegante y contundente son tres facetas de este gran vino de raza.

 

------------------------------------------------------------

 


 

•Banner•
•Banner•




??Copyrigth 2010 - Todos los Derechos Reservados por Daniel Arraspide - Designed by?? Pandemia Hosting Uruguay.